navarrete-navas


Después de la sesión con su pareja, Alba tenía ganas de más, así que esta vez se vino con toda su familia y la sesión no defraudó. No se pueden tener unos padres y una hermana con más salero! Simpáticos, divertidos y con mucha “guasa”

Un paseo por la punta del miracle, con Tarragona como telón de fondo iban a ser el escenario para esta sesión en la que hubieron tantas risas como fotos. Da gusto ver familias así de unidas. Gracias!